Todas las organizaciones ya sean públicas o privadas, para poder formar parte del mercado, deben de regirse por medio de una economía estable que sea capaz de identificar diversos hechos, fenómenos y problemas de esta índole.

Por ello, la economía es una disciplina que originó diversos estudios para la satisfacción de las necesidades humanas y entre estos estudios, se encuentra los términos de oferta y demanda.

Considerado como uno de los creadores de la economía como ciencia, Adam Smith (1723-1790), propuso el método de la oferta y la demanda en su obra  “La riqueza de las Naciones” en el año de 1776. En esta obra, expone la idea de que la sociedad se mueve por medio del valor del trabajo, principal actividad que fomenta el intercambio de bienes y servicios.

A partir de la obra de Smith, logró observarse cómo el mercado regula los precios de producción, tomando en cuenta el trabajo depositado para la creación de un bien.

El origen de la oferta y la demanda existirán mientras el mercado siga operando, ya  que la relación entre productores y consumidores, cada vez es más constante. Pero ¿A qué se refiere la oferta y la demanda?.

De forma sencilla, la oferta se refiere al número de mercancías que pueden llegar a venderse, y también hace alusión a los precios que éstas poseen.

En la idea de lograr ser una buena empresa, tanto los empresarios como productores, buscan incrementar sus ganancias por medio del método “la curva de la oferta”. Ésta consiste en mostrar  la cantidad de producto que un vendedor está dispuesto a poner en venta, para finalmente determinar la relación entre el precio de un producto y la demanda.

Por otro lado, la demanda, es el conjunto de mercancías que los consumidores solicitan y están dispuestos a obtener. Evaluación que se realiza durante un tiempo y precio determinado.

El análisis que se lleva a cabo por la demanda, parte del supuesto que todos los factores se mantienen en un precio constante.

La demanda se basa en las preferencias del público. Por ejemplo, si la población aumenta, la preferencia por el producto se irá a la alza,  debido a que los consumidores van en crecimiento.

La ley de la demanda se encarga de observar el alza del precio del producto (P), es decir, cuando la demanda cae, el precio aumenta y si el precio baja, la demanda aumenta.

Para establecer el precio del producto se realiza un estudio de la competencia, con el fin de conocer la demanda en el mercado. La función del mercado deberá atender a las necesidades de los consumidores, sin estar ajeno a los factores que originan tanto la oferta como la demanda.

 

Tania Paola Peralta

UTEL Editorial


Estudiar en línea