Administración financiera| Blog - UTEL

La administración financiera tiene por objeto maximizar el patrimonio de una empresa, optimizando el manejo de sus recursos financieros para el logro de objetivos e incrementación de la eficacia y rentabilidad; por tanto es la disciplina que nos ayuda a planear, producir, controlar y dirigir nuestra vida económica.

Al igual que las empresas, las personas generan y gastan sus recursos para conseguir un objetivo financiero, crecimiento y un mayor bienestar. En nuestro país el nivel de ingresos no es muy alto, pero eso no quiere decir que la riqueza familiar no se pueda incrementar; el problema radica en la falta de administración de los ingresos personales.

El éxito financiero consiste en obtener mayores beneficios, generando un proceso de planeación personal para identificar la situación actual, definiendo objetivos y metas en la vida como método de auto-motivación, buscando una razón por la cual ahorrar y en consecuencia alcanzar el éxito a través de decisiones efectivas.

Con el proceso de planeación se pueden evitar riesgos y errores, se prevén fondos disponibles para cualquier eventualidad y se evitan posibles endeudamientos; sin embargo, la falta de educación financiera provoca que la mayoría de las personas tengan un deficiente control en sus gastos, sin saber cuánto, cómo ni en qué se gasta, lo que significa vivir al día.

Teniendo un presupuesto de los ingresos y egresos se puede planear una vida financiera fijando los objetivos para gastos y ahorros; analizar las oportunidades monetarias hace del ahorro una inversión eficiente, buscando un menor riesgo y generando una mayor utilidad.

El correcto manejo del dinero es una cualidad de la administración financiera, ya que contabiliza adecuadamente los movimientos de capital y analiza las mejores formas de controlarlo, buscando la disponibilidad de los fondos y la maximización de los intereses.

La administración financiera genera muchos beneficios a las personas, brindándoles la oportunidad de acceder al plan de vida que desean, evitando endeudarse gastando más de lo que se puede pagar y principalmente dándoles una estabilidad económica a través del mejor uso del dinero.

Iván Mendoza Meneses
UTEL Editorial