La carrera de Comunicación Organizacional, durante muchos años, ha tenido un papel importante como área para el desarrollo de una empresa; sin embargo, es importante conocer sus inicios, para lo cual Guzmán (2012) la define así:

“La comunicación es un fenómeno que se origina, de forma natural, en cualquier organización, cualquiera que sea su tipo o su tamaño. La comunicación es el proceso social más importante, sin este proceso, el hombre se encontraría aún en el primer eslabón de su desarrollo y no existiría la sociedad ni la cultura”.

Es decir, el correcto uso de la comunicación que se da de forma natural en las empresas es uno de los factores más importantes que tiene ésta; ya que una organización, sea grande, mediana o pequeña, se debe proyectar de forma sustentable hacia el público; de igual manera, como lo menciona la cita, sin este proceso de desarrollar la comunicación, la evolución de una compañía no existiría y por ende tampoco su cultura.

Es por ello que para el profesional en Comunicación Organizacional, su mayor reto es mantener el estatus e imagen de la compañía, lo cual, con el tiempo generará credibilidad en su público. De igual forma, es importante que sus empleados puedan conocer cuáles son los cambios que tiene la organización, sus nuevas alianzas y sobre todo, la comunicación sobre los beneficios y noticias que los involucran a ellos.

Hoy por hoy, son nuevos los retos que tiene este profesional, por el uso de la tecnología, para mantener una comunicación fiable, constante y transparente dentro de sus redes sociales, por lo que el comunicador o comunicadora organizacional debe conocer sobre las tendencias, noticias y medios digitales en donde se puede dar a conocer a una organización y que ésta haga comunicación dirigida a su público objetivo.

Por último, dentro de esta carrera es importante destacar que la comunicación organizacional también se da para la relación que pueden crear dos compañías y unir aquellos intereses comunes. Al igual que en la parte interna, es decir, con sus colaboradores, debido a que el comunicador debe estar al tanto de todas las áreas para que estas puedan comunicarse de una manera correcta y se pueda manejar como engranajes.

Sin duda, al formarse como un comunicador organizacional, en esta nueva realidad, hará que las empresas cuenten con una persona experta en dialogar, conocer sobre medios digitales, redes sociales y más tendencias que harán que este profesional pueda proyectar la mejor imagen de la organización.

Te invitamos a conocer más sobre de Licenciatura en línea en Comunicación Organizacional.

Botón contacto

Gabriela Arrieta

Equipo Branding & PR UTEL Internacional